El Comité Departamental de la UCR de Punilla presentó documento en el Congreso Provincial que se desarrolla en Villa Giardino


En el marco del Congreso Provincial de la UCR que se desarrolla en Villa Giardino, cuyo cierre será mañana con la exposición del Presidente del Congreso Nacional, Gerardo Morales, el Comité Departamental de Punilla dio a conocer un documento donde ejerce una fuerte crítica de la gestión provincial de gobierno; expresa la firme convicción de que el partido está en condiciones de responder a los requerimientos que los cordobeses hoy exigen, en tanto y cuanto se superen las diferencias internas, por lo que aboga por la unidad y candidaturas partidarias en todos los circuitos, basándose en lo exitoso de las administraciones que detentan en comunas y municipios, sobre lo cual anticipa su posicionamiento a favor de la reelección a través de las herramientas legislativas que se estimen necesarias.

El documento

Desde hace 23 años en nuestra Córdoba, se instaló un modelo de gobierno populista, que supo construir poder a través de la prebenda, el endeudamiento, la des-administración, mostrando a los cordobeses una realidad mentida, intentando tapar con cemento en toda la provincia los problemas de infraestructura, los problemas en educación, en seguridad, en salud, en transporte, en costo de las energías, etc. Un gobierno que, con un supuesto discurso inclusivo y supuestamente abierto, ha generado la provincia con mayores índices de pobreza en la Argentina.

Todos los correligionarios hoy presentes en este mitin de Villa Giardino, seguramente estamos de acuerdo en que estos Gobiernos, tanto Nacional como Provincial, son el origen y causa del mal que hoy nos toca vivir; estamos de acuerdo, seguramente también, en que es el adversario político a vencer en las próximas elecciones del 2023, no por nosotros, no por un ánimo de pura competencia electoral, sino por el pueblo de Córdoba. Porque sabemos que es imprescindible el cambio, para poder realmente implementar políticas y gestión en beneficio del bien común de nuestros conciudadanos.

Es aquí que nos encontramos en este nuevo encuentro radical, y desde nuestro Comité Departamental de Punilla venimos a decir que es el momento, que es la hora de despojarnos de personalismos, de discusiones egocéntricas, dejar de lado internismos que solo nos han llevado a derrotas electorales, que tuvieron como causa coadyuvante, la mezquindad de intereses y la falta de visión del conjunto. Venimos a decir que creemos en las virtudes de todas y todos nuestros dirigentes, y de todas las personas que se han formado de la mejor manera para poder servir en los equipos técnicos, que estudian los problemas y las soluciones de las y los cordobeses. Venimos a decir, aunque suene a una verdad de perogrullo que, si trabajamos unidos, primero nosotros, los que nos identificamos con este centenario partido, luego con las demás fuerzas políticas con las que compartimos la necesidad del cambio, y tenemos como único fin mejorar la calidad de vida de todos los habitantes de nuestra provincia; la victoria electoral será indefectible.

Creemos firmemente en que es la Unión Cívica Radical quien debe encabezar cualquier fórmula electoral, tanto en las comunas, en los municipios y por supuesto en la provincia. Del mismo modo, este debe ser nuestro mensaje al resto del pueblo argentino, es el Radicalismo que se ha puesto de pie y está en condiciones de encabezar la propuesta alternativa al peronismo nacional y provincial. Para ello ya hemos dado acabadas muestras de territorialidad, somos el único partido capaz de tener presencia efectiva en cada rincón de nuestra provincia. Sumado a ello hemos logrado en las pasadas elecciones legislativas instalar figuras renovadas; que pusieron sobre la mesa solvencia respecto de cada uno de los temas de interés para nuestra sociedad. Por supuesto no debemos caer en la ingenuidad de confundir una elección de medio término con el gran desafío que tenemos hacia adelante, pero tampoco menospreciamos nuestras posibilidades y capacidad de trabajo conjunto.

En este sentido, y en el marco de la territorialidad, no podemos dejar de pesar, en la balanza de fortalezas y debilidades una de nuestras mayores fortalezas, a nuestras y nuestros Radicales exitosos, presidentes de comunas, intendentes de toda la provincia; que con su trabajo cotidiano refuerzan el concepto de nuestra verdadera capacidad de gestión. No debemos desoír lo que tienen para decir, y es por ello que exhortamos a nuestros legisladores provinciales a que antes de apresurarse, en expresiones que condicionan nuestras reales oportunidades como partido de retener gestiones exitosas en toda la provincia de córdoba, a reunirse a tener en cuenta estas inquietudes y hacer todo lo que este a su alcance para conseguir legislativamente las herramientas necesarias que allanen estos caminos. Por esto es que nos pronunciamos hoy a favor de la posibilidad de que aquellos dirigentes que fueron elegidos por su pueblo para administrar sus localidades, puedan volver a ponerse a consideración de la gente para renovar sus mandatos. No deja de ser demagógico plantear una democracia, limitando la posibilidad del pueblo de volver a elegir a quienes bien han gestionado. Desde la Unión Cívica Radical, tenemos el alto deber de mejorar las instituciones, de defender las posibilidades del pueblo de elegir a sus representantes, y respetar la propia dialéctica democrática, dado que la periodicidad de las elecciones permite renovar y/o cambiar las gestiones de gobierno, de conformidad a su evolución y aceptación social.

Es nuestra hora, es nuestro momento, se viene la Unión Cívica Radical, solo de nosotros depende la unidad, y la fuerza para encabezar este proceso. Adelante Radicales, sin cavilaciones, que el triunfo será nuestro, será Radical”.